Los juegos de antes NO eran más difíciles




Cuántas veces hemos escuchado frases parecidas a: “Oh… Los juegos de antes sí que eran difíciles”, “Hoy en día los juegos duran como mucho 8 horas… ¡Es inaceptable!” o “Cuando éramos niños podíamos pasar con un juego todo un año hasta nuestro próximo cumpleaños”
¿Pero alguien se ha parado a rejugar esos títulos hoy en día? Yo me he dedicado a revivir esos momentos de cuando era un niño… Y cual ha sido mi sorpresa al haberme pasado en menos de una semana el Super Mario Land, Super Mario Land 2 y Kirby’s Dream Land
¿Magia? ¿Cheats? ¿Infamia? No señores, todo tiene una explicación…


Empecé jugando a Super Mario Land, uno de los juegos de mi infancia. Creo que nunca me lo llegué a pasar, siempre llegaba lejos pero con pocas vidas y acababa muriendo cerca del final…

Inserté el cartucho y empecé a jugar, un torbellino de sensaciones inundó mi memoria… Esa música, esos dos colorines, ese fontanero dicharachero: “esto sí que es un videojuego”, dije con aire nostálgico para mis adentros…
Pasé una pantalla, luego otra… -MIRA! Aquí recuerdo que había una vida escondida!.... Si! jejeje - me río orgulloso como si hubiese logrado una gran hazaña… Pantalla tras pantalla, concentrado y motivado como si fuera el día del lanzamiento de un triple A, devoro el juego hasta que… Oh Wait? ¡¿Ya me lo he pasado?! ¿Del tirón? ¿Sin tener que ver el odioso “Game Over” varias veces? No puede ser…

Final de Super Mario Land

Super Mario Land 2, este sí que era un juego largo y complicado, con los seis mundos, las seis monedas doradas y el más que imposible castillo… Éste no me iba a decepcionar… El colofón final a mi vuelta a la niñez, mi etapa portátil nintendera… Pero nada más lejos de la realidad… Acabé el juego con unas 15 vidas restantes y preguntándome si le habían bajado la dificultad a la versión que yo jugaba... Cuando era un chaval recuerdo repetir decenas de veces unas cuantas pantallas para acumular monedas y cambiarlas en el juego de azar parecido a una máquina tragaperras para conseguir más vidas… Esta vez, sin embargo, fui yendo poco a poco en mi camino para salvar a la princesa… Sin detenerme demasiado y sin morir muchas veces, hasta el castillo… Que eso sí, era difícil hasta decir basta.

Super Mario Land 2, excepto el castillo, pan comido...

Guardaba un gran recuerdo con Super Mario Land 3, con Wario como protagonista pero no me acordaba cómo se abrían las puertas al final de nivel, así que – acabando con el offtopic - me pasé a Kirby… Ohhh mi gordito inflable favorito… Jejeje

Tengo que admitir que éste sí que me puso las cosas más complicadas y que liquidé al enemigo final con sólo una vida restante, y apurando mucho… Un grito de - PORFIN!! - inundó la sala… Parece que había vuelto el espíritu de antaño…

El final de Kirby's Dream Land


¿Nos falla nuestra memoria videojueguil? ¿Qué sucede? ¿Estamos afectados por el virus de cualquier tiempo pasado fue mejor? ¿Hay alguna explicación coherente?

Desde mi punto de vista, con 20 años de videojugador a mis espaldas, con experiencias tan distintas y tan variadas, con centenares de horas acumuladas en arcades y miles en juegos de estrategia, mi visión del juego ha evolucionado y obviamente los reflejos y capacidades de un niño de 5 años y de un adulto de 25 no son los mismos…

¿Hemos roto un mito? Tampoco es eso… Es cierto que de pequeño no me llegué a pasar nunca un Mario Land y que ahora con toda la experiencia de la vida videojueguil me lo he pasado en un suspiro… Pero no hay que olvidar que esto ha sido una experiencia subjetiva y que igualmente hay vacas sagradas como Megaman o Ghoul’s & Ghosts que hoy mismo serían complicados de pasar sin usar continues. Sin ir más lejos, todavía no soy capaz de pasarme Golden Axe o Streets of Rage, que los tengo en el móvil desde hace un tiempo…

Y vosotros, ¿Habéis rejugado últimamente a esos juegos de vuestra infancia que no pudisteis pasaros nunca? ¿Se está sobrevalorando los grandes mitos o es que realmente cualquier tiempo pasado fue mejor?

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo estoy rejugando el Zelda OoT en Wii y tan dificil no era, es el mejor juego que he jugado nunca pero antes de crio me costaba muchisimo y ahora, en cosa de una hora o poco mas ya tenia la Master Sword y casi habia completado el Templo del Bosque, antes me habria tirado de los pelos

Fëadraug dijo...

El Super Mario Land, incluso de crío, me lo pasaba a la primera, no era un juego tan difícil. Y hace unos meses, después de 14 años más o menos de jugarlo la última vez, me lo pasé del tirón. Era un juego más fácil de lo que parecía.

La cuestión está en que, ahora de mayores, tenemos más experiencia, pero con juegos como Ghouls and Goblins en aquellos tiempos y mirando el catálogo actual... lo siento, pero aunque no sea norma, la proporción de juegos que realmente son un desafío es superior en los 80 y 90. :P

Dennis el Azul dijo...

A mí el Super Mario Land se me atascó de crío y no me lo llegué a pasar. No obstante, la captura que pones es del Super Mario Bros. (concretamente del de GameBoy Color), que no es el Super Mario Land, cuidado.

En cuanto al Super Mario Land 2, antes de seleccionar partida, ¿seguro que no apretaste Select? De todos modos era fácil forrarte con 99 vidas.

En cuanto al Wario Land (Super Mario Land 3). ¿Cómo no te puedes acordar de cómo se abren las puertas SI EN LA PRIMERA FASE TE LO ENSEÑAN? No es solo el piratejo que saca la moneda y la abre, justo encima de él hay un letrero que lo pone bien claro (Arriba + B). Además, esas monedas gigantes servían para matar enemigos.

En cuanto al Streets of Rage, juégalo en otra plataforma, si no te lo pasas es por el control y porque no sabes cosas como caer de pie cuando te lanzan. :P

Zore dijo...

Sólo un par de preguntas.

¿Cuántos juegos actuales hay que no seas capaz de pasarte? ¿Cuántos de los 80 y 90? Si hay selector de dificultad, en normal, que eso de multiplicar por 5 el número de enemigos y hacerlos superresistentes para subir la dificultad es trampa.

En lo que sí que estoy de acuerdo es en que antes no eran más largos, lo que pasa es que las partidas eran más cortas y los exprimíamos mucho más. Y por lo general tenían más secretos, lo que hacía que no nos cansásemos de repetir las fases porque sabíamos que siempre podíamos descubrir algo nuevo.

Laocoont dijo...

Queda claro que hoy en día cualquier juego del pasado que antes nos podría costar una vida pasarlo hoy por hoy quedaría bastante retratado. A mi me pasó lo mismo con Megaman I, II y III para Game boy pensé que iba a estar un mes inmerso y me sorprendí cuando al quinto día ya los tenía todos finiquitados

DaDy-kun dijo...

Gracias al apunte de Dennis el Azul, que siempre está en todo, me había equivocado de "screenshot final" jeje, el Super Mario Bross también me lo pasé, pero a ese no había jugado de pequeño y por eso no lo incluí en el artículo ^^.

Corregido!

Altheniar dijo...

Hay grandes juegos de mi infancia que rejuego y pese a que me son algo más simples.

Ni de lejos llegan a lo estupido de la generacion actual y mucho menos son tan cortos.

Es más uno de los juegos que más veces me e pasado, aun sigue teniendo lugares secretos que no e descubierto y e tenido 15 años para sacarle todo el jugo.

PD: Los juegos de plataformas son un pesimo ejemplo (normalmente).

Publicar un comentario