Call of Duty: Dificultad Veterano


"Sólo los muertos ven el final de la guerra"
Platón

La costumbre -buena o mala, según se mire- que tiene Activision de lanzar un Call of Duty por año está provocando, a su vez, que cada nuevo título de la franquicia nos plantee un reto: su dificultad "veterano"; un reto que alcanza la categoría de absurdo pero que anima a los jugadores a superarse y probar su paciencia. Hacemos un repaso a las claves de esta modalidad, los momentos más complicados y algunos consejos que he recopilado tras dejarme las huellas dactilares en los mandos/teclado de la presente generación.


¿Por qué resulta tan complicado?
No sé que entendéis vosotros por "reto". Desde mi punto de vista, un reto es una situación complicada que se nos plantea de muy diversas formas, y que tendremos que superar con una particular diligencia. Por supuesto,  dentro de ese reto siempre existen un margen de posibilidades de éxito, un margen que en el caso de Call of Duty roza lo absurdo por ser, del mismo modo, absurdamente complicado. No es un reto que divierta...Es una cuestión de orgullo: poder decir "yo he superado el modo veterano de Call of Duty X". Ahí es nada.

Analizando detenidamente los pormenores de esta dificultad, podemos establecer los ingredientes que tanto Infinity Ward como Treyarch nos han preparado para amargarnos las existencia: una efectiva mezcla de paranoia, azar e impotencia donde uno se llega a preguntar cómo es posible pagar por sufrir el maltrato psicológico de un videojuego. Estas son mis claves:

Si tu personaje muere, la guerra se termina: y es que a pesar de ir en casi todo momento acompañados por compañeros - a los que ya dedicaremos algún apartado- los enemigos tendrán una extraña obsesión por vernos muertos, como si fuésemos la clave para dar por terminado el conflicto, ignorando al resto de camaradas. Un único enemigo puede llegar a ser un peligro mortal de necesidad. Nunca te confíes.

Reflejos y puntería que no son de este mundo: los soldados enemigos impregnados con el "Don Veterano" poseen una habilidad y una capacidad para calcular la balística de las armas que no está a nuestro alcanza. Da exactamente igual la distancia o el margen de cuerpo que dejes al descubierto: siempre darán en el blanco, y por extensión, y enlazando con la anterior clave, siempre te darán a ti. Armas automáticas, con un retroceso brutal, no serán problema para nuestros rivales.

La plaga de las granadas: ¿Recordáis la escena de Padre de Familia en la que Megan es el blanco del mismísimo Dios a través de un rifle de francontirador? Pues esto es muy parecido, con el mismo Dios lanzándonos una plaga bíblica de granadas desde el cielo. En ocasiones resultará materialmente imposible devolver o evitar las granadas enemigas por su elevado número, estando condenados sin saberlo. Call of Duty World at War el ejemplo más escándaloso en este sentido, donde las señales de "proximidad de granadas enemigas" llenaban toda la pantalla.

Estás jodido

Tus aliados son en realidad enemigos infiltrados: cuántas veces hemos criticado los sistemas de I.A en el Complejo Lambda.Sin duda es el elemento técnico más en pañales de cualquier videojuego, pero hay una considerable diferencia entre una mala I.A y una I.A hecha con mala fe, premeditación y alevosía, dicho de otro modo: tus "compis" son unos completos inútiles, pero su incapacidad para colaborar y ayudarte forma parte del show "veterano". Son muchas sus extrañas formas de actuar, pero nos quedamos con la molesta manía de meterse en fuego cruzado cortando directamente nuestro rango de visión y su nula falta de iniciativa para terminar con los enemigos. Existen casos tan sangrantes que hasta da grima comentarlos aquí: no es la primera vez, ni será la última, que tras acabar con pelotones enteros de soldados, un único enemigo rezagado acaba con nosotros de un ridículo culatazo, y todo porque nuestros aliados no son capaces de protegernos hasta en las situaciones menos conflictivas y teóricamente sencillas. Podemos entender que el jugador deba llevar la iniciativa, a fin de cuentas es él el que juega, pero no estaría de más una mínima ayuda.

Bucles de soldados enemigos: todos los Call of Duty, a partir de la segunda entrega, tienen situaciones en las que, llegados a cierto punto, el volumen de enemigos parece no menguar jamás, y efectivamente así es; soldados infinitos: tan pronto acabamos con uno sale otro a sustituirle. La impotencia de gastar munición y resistir estoicamente la ofensiva enemiga sin que dé ningún de fruto es lo que más desgasta la paciencia de los jugadores. Enemigos obsesionados con nuestra persona, de reflejos sobrehumanos, con plagas bíblicas en forma de granadas y, para rematarlo, de infinita existencia. Bienvenidos a la dificultad veterano.

CAMINO A LA VICTORIA

Complicado, realmente complicado, absurdamente complicado...Algunos hasta se atreven a decir que "imposible", pero tras largas batallas y paciencia infinita, uno empieza a cogerle la medida a este famoso modo, sabiendo cómo debe actuar y que acciones están completamente prohibidas. No son consejos infalibles: existen zonas en la que sólo cuenta la suerte, pero en la gran mayoría de casos pueden facilitarnos la vida. Si en algún momento tienes pensado hacerle frente a la dificultad veterano, puede que este sea el momento.

El autoapuntado nos salvará la vida. Soy totalmente consciente de que hablar de autoapuntado en un shooter en primera persona puede resultar un sacrilegio, pero, al menos en consolas y hablando de Call of Duty, es la única forma más o menos segura de avanzar, Utiliza el gatillo de forma intermitente, pulsándolo, soltándolo y volviéndolo a pulsar para cambiar de objetivo de forma automática. Los resultados serán sorprendentes.

Avanza en modo "Óscar": nuestro querido locutor Óscar - mosqui en el foro- tiene la malsana obsesión de avanzar agachado o tumbado en cualquier shooter que pase por sus manos, aunque no exista peligro material. Esta forma de avanzar se hace obligatoria en la modalidad veterano, porque dejar a la vista una mínima porción de cuerpo puede suponer la muerte casi inmediata: sólo avanza por aquellas zonas que te permitan cubrirte en caso de ataque, y recuerda, además, que las balas enemigas pueden atravesar ciertos materiales como la madera, por lo que tumbarse y arrastrarse tal cual Solid Snake puede ser la única solución.

No te obceques: el peor enemigo del modo veterano puedes ser tú mismo; la fijación que podemos tener para pasar por cierto sitio "porque nosotros lo valemos" nos puede jugar muy malas pasadas. Fíjate en el escenario, busca rutas alternativas y usa tu imaginación. La gran mayoría de escenarios poseen numerosos caminos que podremos usar a nuestro favor, pudiendo avanzar sin complicaciones y pegando los mínimos disparos. Controla tu entorno. 

Muchas veces la clave es avanzar: uno de los problemas más típicos de esta franquicia es la ambigüedad en la puesta en escena de sus objetivos. Si a veces puede parecer que nuestro objetivo es matar sin más hasta terminar con la amenaza, realmente lo que se nos está pidiendo es que avancemos a una determinada posición. Esto ocurre, sobre todo, en los momentos donde nos enfrentemos a bucles infinitos de soldados, que sólo acabará al llegar a una zona concreta. Tenlo muy en cuenta. Te ahorrarás disgustos.

Fíjate en tus aliados: a pesar de ser idiotas, tus aliados son los únicos que pueden confirmarte, de forma directa o indirecta, cuándo un emplazamiento es seguro. Ellos marcan el ritmo y siempre tienes que ir un paso por detrás. Si ves que se mueven y van adelantando su posición, será la confirmación oficial de que lo estás haciendo bien y que tú podrás hacer lo mismo. No te lances; en el modo veterano los héroes acaban muertos.

Granadas de humo y flash, tus mejores amigas: como ya os hemos dicho al principio, la agresividad y puntería de los soldados enemigos no conocen parangón en cualquier otro videojuego del género. De hecho, se puede asegurar que en las distancias cortas nuestra muerte resulta prácticamente segura. Por ello, y cuando nos encontremos en lugares cerrados donde a la vuelta de la esquina nos puede esperar "cualquiera", la mejor opción es usar una granada flash para cegar temporalmente a los enemigos y matarlos a placer. Las granadas de humo son las más indicadas para avanzar en caso de que nos encontremos con una marea de enemigos en los ya mencionados "momentos bucle". Jamás te olvides de ellas. Pueden ser tu recurso más valioso.

No te obceques (segunda parte): hay un hecho curioso sobre el comportamiento de la IA enemiga en la modalidad veterano: nuestros enemigos son capaces de recordar nuestra última posición ofensiva, lo que aprovecharán para acribillarnos vílmente cada vez que asomemos la cabeza. Esto supone que jamás de los jamases debemos repetir posición para acabar con un enemigo que previamente nos haya localizado y herido. Su velocidad de reacción en esos casos será, incluso, más evidente de lo normal. Ataca por otro flanco para evitar una muerte segura.

¿EL PEOR MOMENTO EN VETERANO DE UN CALL OF DUTY?

Son muchos los momentos en los que habrás tirando el mando al suelo o renegado por completo de esta saga millonaria, pero hay partes tan enfermizas que no recomendaría ni al peor de mis enemigos. Treyarch es la que más abusa de las claves comentadas al principio de este texto, lo que le ha granjeado una fama merecida en ese sentido.

Las favelas en Modern Warfare 2, todo Call of Duty World at War o la famosa fase de Chernobyl en el primer Modern Warfare al llegar al final de la misma son algunos de los mejores ejemplos, pero si me tengo que quedar con un único momento, ése es el vísto en la fase "Orden Ejecutiva" de Call of Duty Black Ops.

Esta fase es todo un monumento a la mala hostia: un pasillo en forma de "L" invertida con dos habitaciones a izquierda y derecha, una a cada lado. En el vértice de esa "L" un bucle de soldados al que sólo se puede evitar con una -o dos- granadas de humo. Si tenemos la suerte de llegar a la primera habitación presente a la derecha -ya que es imposible avanzar de otro modo-, allí nos esperarán unos 5 enemigos preparados para disparar tan pronto hagamos acto de presencia, dependiendo únicamente del azar para sobrevivir. Conseguida esta misión imposible, aún nos quedará acabar con unos cuantos soldados rezagados en la habitación de enfrente -puñeteros, aún siendo pocos- y la traca final: dos soldados blindados armados hasta los dientes que aparecen por sorpresa entre una nube de cristales. Además. como los checkpoints salen "cuando quieren", puedes llegar al último tramo del escenario para morir como un perro y tener que repetir todo desde el principio. Muchísima suerte.


7 comentarios:

maximillo dijo...

para mi , sin duda alguna el mas complicado es el world at war , que todavía tengo la campaña a la mitad en veterano xDDD es increíble la precisión que tenían esos soldados , porque no a veces no hacía falta ni siquiera que te asomaras para que te volaran la cabeza.

WOS! dijo...

Me ha encantado el artículo porque me siento muy identificado con él. Yo tengo la costumbre de jugar por primera vez todos los juegos en el nivel más difícil que me permiten. Especialmente los COD, porque son tan cortos que necesito jugarlos en veterano para que me duren unas 8 o 9 horas. Son muchas las partes donde, en más de una ocasión, he mordido el mando de la Wii o he golpeado el ratón contra la mesa xD. Especialmente recuerdo una parte, creo que del COD 2, en la cual había que proteger un puente. También las mencionadas favelas de MW2, y una parte de MW en la que había que proteger a un tío herido hasta que llegara un helicóptero para poder huir, que para pasar esa parte tuve que atrincherarme detrás de lo que parecía una especie de plataforma elevada (parecida a la de los coches de choque de las ferias xD). En el Black Ops recuerdo con mucha rabia la fase (creo que era en Vietman)en la que había que ir descendiendo por un pequeño monte, de parapeto en parapeto, ahí morí incontables veces. Y cómo no, el WAW. No sé cuántas veces pude oír al famoso Sargento Reznov decir: "¡Intentan quemarrrrrnos! ¡Tenemos que irrrrrnos!" xD
También la fase final de WAW era todo un jodido reto. Por cierto, mi COD favorito es el WAW, para mí tiene un encanto especial xD.
Un saludo!!!

Víctor Fernández (Gen.Harris) dijo...

Los CoD realmente no me parecen los juegos más difíciles en dificultad máxima. Es cierto que hay zonas absurdamente complicadas que ni por contexto ni por jugabilidad se explican. Por ejemplo, en Modern Warfare 2, la casa.

Yo me he pasado todos o casi todos en veterano sin mayor problema (eso sí, en versión PC).

Anónimo dijo...

No sé a vosotros, pero a mi las dificultades excesivas me ponen de muy mala leche. Eso de repetir la misma zona una y otra vez me hace perder el hilo de la historia... Es una cortada de rollo, vamos. Y aunque me gusta que el juego suponga un reto, si por dificultad mal balanceada o excesiva interrumpe el ritmo narrativo del juego, me hace perder paulatinamente el interés y a otra cosa mariposa.

Rolandir dijo...

Yo solo jugué en esta dificultad el CoD 1 y 2. Su puta madre, la misión en que se cruza un rio (el Volga??) y se sube una colina en la madre patria Rusia...frustrante es decir poco. Desde entonces me quedo en la dificultad inmediatamente inferior, que juego para disfrutar y no para sufrir, o si sufro que no sea en exceso.

wit dijo...

No puedo estar más de acuerdo contigo me he animado a hacer el veterano del black ops y me tiene desquiciado la fase de orden ejecutiva estoy por tirar la consola por la ventana.

Claudio Martinez dijo...

Muchachos, en el artículo se ha mencionado una palabra que es clave: PACIENCIA. Puedo decir que salvo los Black Ops (el Black Ops 1 no me gustó ni medio -muuuuyyy hablado: 50% charla y 50% acción- hasta lo desinstalé-)puedo decir que pasé todos los COD en modo Veteran, y es un placer, en especial el 1, el United Offensive y el COD2 -y en Merciless-. Coincido en muchas cosas, sí, pero incluso si tenés buena puntería, podés batir al enemigo desde la última posición ofensiva fácil, solo es cuestión de disparar primero y en el blanco. Para divertirme, los juego todos en Hardened, en menor dificultad me son demasiado fáciles, y hasta -en los de la 2º Guerra Mundial- hago los niveles solo con fusiles de cerrojo y semiautomáticos para agregarle algo más de dificultad. Y encima para hacerlos más reales, les agregué -además de sacarles la música, molesta, y que no existe en situaciones de combate reales- la eliminación de la crosshair -la crucecita de centrado de disparo, o HUD- por lo que solo se puede apuntar mediante la mira del arma -o en combate cercano a estima directa del jugador- y el contador de municiones y granadas, es muy bueno cuando de repente te quedas sin municiones y tienes que recargar en el peor momento imaginable, hay que tener movilidad para refugiarse y recurrir al golpe con la culata. Está bien que ya tenía experiencia con estos juegos, pero el MW3 lo jugué directamente en Veteran de entrada, y en 1 semana y media lo terminé -y hay jugadores que pueden decir que en menos-. Muchachos, con todos los errores (horrores, lo de interponerse en la línea de fuego es patético, la verdad) de IA antes comentados y que comparto, juéguenlo en Veteran, es como realmente se les saca todo el jugo a estos grandiosos juegos (de acá a 150 años, cuando la IA de este tipo de entretenimientos sea perfecta, serán más grandiosos). PD: a decir verdad, el MW1 es el único que aún no completé en Veteran, su dificultad es extrema para mí. Puede ser que suene medio agrandado o soberbio de mi parte, pero todo lo que conté es cierto, por lo menos para mí. Y recuerden: PACIENCIA. Si están acostumbrados a terminar cierto nivel en 15 minutos en Regular o Hardened, tómenese de 30 a 40 minutos (quizás 1 hora) para hacerlo en Veteran, y cuando pasen el nivel me cuentan lo que se siente jajaja saludos!!!!!

Publicar un comentario